¡Dejadme solo!

Home / Blog / ¡Dejadme solo!

¡Dejadme solo!

 

Esta es una frase que demuestra: arrojo, valentía, decisión  y sobre todo y en el   99,99% de los casos mucha…  pero que mucha…  insensatez.

Si aprendemos de los animales que más abundan y más se reproducen veremos que son los que suelen estar en grupos, bandadas, manadas, bancos… las hormigas, los pájaros, los caballos, los peces… todo ellos sin disponer de un manual de supervivencia ni cursillos sobre inteligencia social  ni emocional, saben que la unión hace la fuerza…

Los seres humanos también somos gregarios, (ya sé en quien estás  pensando y que no se comporta así, pero no le des vueltas, es la excepción que confirma la regla) y pese a que algunos “raritos” no lo sean,  lo que está claro es que juntos y unidos se tienen muchas más posibilidades que solos y cabreados…

Entiendo que todos coincidimos en que unidos somos más, pero sólo es así, si caja textoexiste un fin común, lo otro se llama tumulto y lejos de generar sinergias, las fuerzas se contrarrestan y unos empujan a otros y al final todos terminan en el suelo… de lo que se desprende que si nos juntamos sin un objetivo somos como el ejército de Pancho Villa, mucha gente pero sin rumbo ni concierto y cada día hacemos la guerra a gente distinta y en sitios inconexos… pero eso sí, luchar, luchamos, no sabemos por qué ni contra quién, pero eso sí, nunca dejamos de luchar y si hace falta incluso entre nosotros para que no digan que no somos luchadores…

¿Y si todos lo tenemos tan claro, por qué no hacemos algo?, los negocios y las personas que los gerencian  deberían de ser más gregarios. Si se suman fuerzas,  se pueden hacer cosas increíbles que individualmente sería  imposible, se comparten costes y todo es más asumible, todo cuesta mucho menos esfuerzo y es más fácil poner temas en marcha, se comparten ideas y se suma sobre una base estable dejando legado, se genera mucha más notoriedad pública…  en definitiva, si nos unimos, con la mitad de esfuerzo se consigue el doble.

Los filósofos clásicos ya tenían claro que si se pueden reducir esfuerzos es mucho más cómodo: “mejor sentado que de pie, y mejor tumbado que sentado”,  ¿si lo puedes hacer fácil?, ¿por qué hacerlo difícil…?, al menos siempre que no  te “ponga” eso del sadomasoquismo, donde pagas por sufrir,  que visto lo visto parece que hay mucho negocio al que le va el “sado” o eso o están haciendo un máster que es muy parecido al sado, (pagas un dineral por sufrir).

A día de hoy, todos los negocios tienen una gran oportunidad si suman esfuerzos e imaginación, todos ellos tienen ante sí un universo inmenso para crecer, lo que falta es imaginación.

Solo_Ante_El_Peligro_2Gary  Cooper se quedó solo ante el peligro pero no por gusto,  es que nadie le quiso ayudar… pero seguro que si el personaje de la  película hubiera contado con todos para enfrentarse a los malos habría estado encantado…

Los negocios se pueden  integrar,  han de ser parte de grupos abiertos y sobre todo con un denominador común, la filosofía de las personas que lo componen,  si no se comparten los principios, como para compartir el resto… si no, miren como anda el  congreso de los diputados y eso que  aunque no lo parezcan comparten la necesidad de formar un gobierno.

Pero  no hablemos de  política, ya que la política es como lo que  dicen en Andalucía de las tierras, “la política – para el que la trabaja”  y como mucho no es que  la trabajen… pues eso, todo anda como pollo sin cabeza, más o menos lo que le ocurre a los comercios y empresas que hacen la guerra por  su cuenta sin buscar como involucrar y conciliar los intereses de  todos…

Si por el contrario hablásemos de una agrupación transversal y alineada,  no habría mercado que se le resistiese, entorno en el que no fuese capaz de ganar el respeto y el cariño de todas sus gentes, ni medios que no hablen de ellos y de su buen hacer, clientes dispuestos a premiarles con su confianza y sus compras, e incluso equipos de trabajo que deseen hacerlo incluso gratis… ¿qué no te lo crees…?  eso es porque no nos conoces, nosotros ya lo hacemos… sabemos cómo conseguir eso y mucho más… generar nuevas fuentes de ingresos sin ninguna inversión ni gasto, fidelizar a los clientes, eliminar las fugas comerciales, hacer que el precio no sea relevante para el cliente, atraer cada día nuevos clientes y mucho más…

Conseguir liderar una determinad zona geográfica es muy fácil solo hay que unir a la gente en un proyecto que:

  1. a) de apoyo individual a cada negocio.
  2. b) sume esfuerzos generando múltiples
  3. c) beneficie a toda la sociedad en general.

 

Si se suman estos tres puntos el potencial conjunto es muy superior a la suma de cada individualidad y se puede conseguir con toda la  facilidad del mundo  ganarle la partida al futuro, en especial si se es un negocio tradicional especializado;  y es que muchos pocos trabajando unidos, hacen un solo mucho, pero eso sí, muy muy muy grande.  ¿Te gustará ser parte de un proyecto así…?. No lo dudes participa y descubre una forma de liderar un mercado que  nunca imaginaste que podía existir… te invitamos a unirte.

Tomes la decisión que tomes todo menos  aplicarte el ¡dejadme solo!, ese es el “harakiri” de los negocios , pero eso sí, es indudable que supera con mucho al “sado”… tú mismo.

 

Víctor Valencia

Entorno & Estrategia

Related Posts

Leave a Comment

imagen portada articuloapoyo comercios